jueves, 3 de octubre de 2013





Lo que no quieras oír de ti mismo o de otros, es precisamente lo que has 
de escuchar y trabajar.

Jean Marc Boyer

2 comentarios:

Societat Teosòfica dijo...

La clave es La Atención!

Si somos impersonales a la hora de observar dentro y fuera de nosostros mismos, sin juzgar y sin sancionar, entonces seremos capacer de ver más claro el camino y lo que hay que cambiar.
Mientras la atención se centra en el pequeño yo,es muy difícil poder ser objetivos y reconocer, no ya lo que somos, sinó las causas que nos han conducido a ser como somos.

Gracias Marcos por esta inteligente frase que nos hace mirar hacia adentro.

Un fuerte abrazo

Marta



J. Marcos B. dijo...

Gracias a ti por tu siempre amable visita Marta!

Un abrazo.